martes, 12 de junio de 2012

Las Paladares en Cuba y su exquisita comida cubana.


Aunque la capital de la Isla de Cuba no sea uno de los escenarios autóctonos de la gastronomía criolla por excelencia pues gran parte de los platos tradicionales son originarios de las provincias orientales, sus paladares y sus restaurantes son los espacios autorizados –según los más exquisitos y exigentes gourmets-, en los que se degusta la genuina cocina cubana. Aunque existen algunos especializados en comida internacional: italiana, china y española.
Si el visitante desea degustar un sabroso plato criollo en un ambiente genuino cubano, la mejor opción son las “paladares”: restaurantes privados enclavados en entornos sociales  naturales abiertos generalmente desde el mediodía y hasta bien entrada la noche; construidos en casas particulares, jardines o traspatios, en el comedor o garaje de una vivienda; pero provistos de todas las condiciones necesarias –con creatividad y buen gusto– para lograr una estancia feliz a sus clientes.
La capital de la Isla tiene varios paladares, los escenarios más recurrentes son: La Habana Vieja, en donde se conjugan la modernidad con la arquitectura colonial; entre ellas están: El Rincón de Elegguá, La Julia, Sevillas, La Mulata de Sabor, Doña Eutimia. En Miramar –se extiende hasta Santa Fe–, en donde se puede encontrar el lujo y las exigencias para los más exquisitos clientes, zona turística e inmobiliaria por excelencia: La Fontana, El Buganvil, El Elegante, Los Cactus de 33, Mi Jardín, Paladar Calle 10, El Patio ... El Vedado, el barrio más famoso de la capital sobre todo por lo ecléctico de su arquitectura de principios del siglo XX tanto como La Habana, es también una principal arteria cultural: discotecas, cabarets, teatros, cines, el emblemático Malecón y turística, además de la amplia gama de paladares: El Hurón Azul, El Decamerón, Los Amigos, Aries Paladar, Le Chansonnier, entre otras. La Habana del Este y sus alrededores, dígase Guanabo, Santa María del Mar, Cojímar, Boca Ciega, Mégano, con inolvidables vistas al mar desde las terrazas de las paladares donde se degustan exquisitos platos esencialmente a base de pescados y mariscos: Doña Carmela, Piccolo Paladar; y Centro Habana donde convergen las paladares especializadas, principalmente las de comida china: Doña Blanquita, Bellamar, La Guarida, Centro Andaluz, Amistad de Lanzarote, La Guarida, Arriba de la Bola, entre otras. 
Si Ud. viaja a Cuba, no pierda la oportunidad de cenar junto a la familia cubana, y degustar la verdadera sazón cubana a partir de productos naturales y elaborados con las más exquisitas y sanas labores de nuestra cocina autóctona. Una experiencia inolvidable.

Restaurante Paladar "La Fontana" 

Considerada como la mejor parrilla de La Habana, la Paladar La Fontana goza de gran prestigio entre sus clientes: mayormente hombres de negocio, turistas, diplomáticos, residentes cubanos y extranjeros. Ubicada en la calle 46, No. 305 esquina 46, en el lujoso y elitista barrio de Miramar, Playa, en lo que fuera anteriormente la mansión de la familia Reyes Loyio y cuenta allí con varios salones temáticos como La Floresta –con mesas situadas al aire libre–, La Estancia –hermoso salón climatizado–, el bar Yerbabuena, todos con el deseo de brindar un servicio de calidad a sus clientes, condición que la distingue en el país además de su menú con platos propios de la casa.

Fundada por Horacio y Ernesto en 1995, La Fontana posee una cocina abierta en la que exhibe y ofrece servicios de más de 60 platos y postres concebidos tras un perfecto maridaje entre la cocina tradicional con aromas de carbones vegetales además de innovaciones con productos genuinos del patio. 

Allí pueden degustarse sus especialidades: parguetes costeros a la brasa, parrilladas de carnes y pescados, cortes de carnes y pinchos mixtos, Churrascos, Solomillo, Bistec de la Abuela, Pincho de pollo con piña y bacon, Costillas de cerdo, Filete de pescado al día, Grilladas mixtas a su elección, Chuletas de cerdo con mojo criollo, Chateaubriand, entre sus especialidades. Acompañados con entrantes fríos o calientes como Tomates rellenos de jaiba, Jamón serrano con surtidos de quesos de la casa, Pulpo al carbón con pesto, Fricando de garbanzos, Croquetas Fontana, Tamal en cazuela, etc.  También ofertan Ravioli de camarón en salsa blanca, Rizotto a la milanesa, Escalopín de cerdo al limón, Fricasé de pollo tradicional, Conejo La Fontana, Ropa vieja, Guiso de cordero y maíz, Pescado al tomate y olivo, Vegetales grillé, Tatín de fruta con bizcocho, entre muchas delicias más. En su bar de tapas Yerbabuena se puede disfrutar la mejor coctelería nacional e internacional, distinguido por una correcta carta de vinos, y ambientado con obras de importantes artistas plásticos cubanos contemporáneos a modo de mural. 

La belleza del lugar, con abundante vegetación, saltos de agua, fuentes –de ahí su nombre–, esculturas e instalaciones de importantes artistas del patio, hacen de la estancia en La Fontana –un restaurante con personalidad y estilo propios– un momento de sosiego y disfrute del paladar inigualables.
Las reservaciones pueden hacerse a través de los teléfonos: +53 7 202 8337, +53 5 293 2497, +53 5 286 4747.